PO rechaza la unidad de la izquierda

Spread the love

conAlejandro
Como es de público conocimiento, nuestro partido viene realizando un planteo unitario hacia el PO y el FIT, Unidad Popular, Patria Grande, el PCR y otras fuerzas de la izquierda política y social. Así hemos tenido reuniones y charlas con diversas organizaciones y lo seguimos haciendo. A todos les propusimos construir un acuerdo programático y un método democrático para resolver candidaturas, para así conformar un gran frente unitario que enfrente a todos los viejos partidos. En el marco de esta propuesta, le enviamos hace más de un mes una carta a la dirección del Partido Obrero (PO) que va en el mismo sentido unitario, dejando clara nuestra disposición a buscar un acuerdo. Infelizmente, después de más de un mes de silencio, el PO nos envío una respuesta muy negativa y cargada de falsedades infantiles, que marca el nulo interés por avanzar en un rumbo de unidad que tiene este partido y el Frente de Izquierda.

Con este artículo, no pretendemos entablar una polémica estéril, sino simplemente dejar en claro una conclusión política: la respuesta que nos envía PO, muestra que su política y objetivos son autoproclamatorios, sectarios y por esa vía funcionales a los partidos del régimen. Porque las decisiones políticas son muy concretas; quien se niega a sentarse a debatir la posibilidad de un gran frente de toda la izquierda objetivamente le hace el juego a los partidos de la derecha, profundiza la dispersión y división y favorece al sistema que dice combatir. Ese es el resultado de la carta de PO, lo demás es cuento.

Falsedades y excusas para evitar el debate

En su carta, la dirección de PO dice: “El planteo de ustedes carece de contenido”. Sin embargo el contenido de nuestra carta es muy concreto, ya que le escribimos: “Nosotros estamos convencidos de la importancia de lograr la mayor unidad posible, por eso nos dirigimos a ustedes, como principal fuerza del FIT, para saber si están dispuestos a abrir un debate político y programático para ampliar ese frente y conformar una herramienta política común. Para este objetivo, nosotros por ejemplo venimos proponiendo un mecanismo democrático que posibilite esa articulación; ir todos juntos a las PASO, creemos que es una propuesta válida y unitaria. Y a la vez estamos abiertos a escuchar otras propuestas si las hubiera”. Como puede verse, no hay falta de contenido o claridad por parte del MST, sino que la respuesta de PO tiene como único objetivo negarse a debatir ese contenido, y para eso inventa excusas y falsedades.

En la misma carta, PO también nos dice que: “en estos años hemos disentido por completo en nuestras posiciones políticas”. Esa, es la lógica de los sectarios, poner por delante las diferencias por encima de los acuerdos programáticos que pueden existir. En el MST creemos en otra concepción de izquierda; la que pone por delante y privilegia los puntos de acuerdo y debate sin problemas las diferencias que lógicamente existen. Esta forma de actuar tan elemental y que cualquier trabajador comprende porque así actúa en su vida cotidiana, PO no la considera ni la practica. Se contenta con escribir “hemos disentido” demostrando que cree en el pensamiento único y no en los acuerdos de programa sobre la base de la pluralidad de ideas.

Igualmente, si de diferencias se trata, no está de más hacerle notar a la dirección de PO una enorme contradicción, ya que comparte un acuerdo electoral con el PTS a quien ha llamado repetida veces en su prensa: “faccionalista…promovedor de confusión política…divisionista y…comparsa de la burocracia” entre otros epítetos. Parece que hay “diferencias profundas” que sí pueden aceptarse…por algún tipo de cálculo electoral. Esa, es una concepción que refleja a una vieja izquierda electoralista, ni más, ni menos.

Hace falta una nueva izquierda

En nuestro país, son millones los que miran hacia la izquierda hartos de los viejos partidos. Nuestra responsabilidad es con todos ellos, para que encuentren un lugar en donde construir un nuevo proyecto de izquierda. Hay enormes ganas para hacerlo y una fuerte predisposición de una gran franja de la población. Y ese proyecto de izquierda que hace falta fortalecer, es muy distinto a la política y el método de PO y el Frente de Izquierda, que es una construcción cerrada, que no busca ser opción de poder y cambiar el país, sino mantener un muy limitado acuerdo electoral mientras actúa dividido y enfrentado en todas las luchas del país. No es eso lo que hace falta.

Proponemos cambiar y fortalecer una izquierda distinta, seguir extendiendo por todo el país un proyecto de nueva izquierda con un claro programa de transformaciones, con vocación de unidad y con el objetivo de dejar de lado lo testimonial para ser alternativa de gobierno. Un proyecto que propone otra cultura de izquierda, firme, amplia y plural; que quiere de verdad terminar con la vieja política y sus vicios que se reproducen dentro de la izquierda sectaria del FIT. A este proyecto es que invitamos a sumarse a todas y todos aquellos que quieran hacer su aporte.

El próximo 5 de diciembre, en el acto de apertura de nuestro 9o Congreso, haremos pública nuestras principales propuestas, reafirmaremos nuestra fórmula Bodart-Ripoll y las candidaturas de todas/os los compañeros que a lo largo del país encabezarán nuestras listas. Vamos a redoblar la difusión nacional de nuestra propuesta política y, a la vez, vamos a continuar dialogando en forma unitaria, con aquellas fuerzas de la izquierda política y social, que quieran intentar un camino común, porque estamos convencidos de que es necesario. Invitamos a nuestros lectores a que nos acompañen en esta doble tarea; fortalecer el proyecto del MST Nueva Izquierda y seguir abiertos a construir unidad con quienes estén dispuestos a hacerlo sin excusas. – http://as.mst.org.ar/2014/11/26/po-rechaza-la-unidad-de-la-izquierda/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.